Si la Vida no es un #Derecho. ¿Qué Será?

Lea más de: , ,

Por Natalia Osorio

jamás derrotadosHace más de 2500 años Espartaco con un ejército de aproximadamente 120 000 hombres luchaba por el derecho humano de la libertad. Gautama Buda luchó por la liberación de la violencia, la explotación, la deshonra y la muerte. Por su parte, La Carta Magna de 1215, promulgada por Juan Sin tierra, establecía las garantías civiles y constitucionales para los hombres libres, el respeto a las personas y la sumisión del poder público a ciertas normas.

En la etapa moderna de nuestra era, en 1628, se proclaman las Pettition of Rights, que hablaban sobre los Derechos de los Hombres en los Estados Unidos, que contienen los Derechos Civiles del Hombre. Más adelante, en 1776, se llegaba a la Declaración de los Derechos de Virginia, que era nada más y nada menos que una ampliación de la Carta Magna.

La Declaración de los Derechos de los Derechos del Hombre y del Ciudadano, del 26 de agosto de 1768, marcó un hito histórico en los Derechos Humanos en el contexto de la Revolución francesa, lo que representaba un paso de avance en la defensa de los Derechos Civiles y Políticos del Hombre y cuyo contenido se incorpora a la Constitución francesa de 1791. Después del triunfo de la Revolución de Octubre, en 1918, se celebra el III Congreso de los Soviets. “La declaración del pueblo obrero y trabajador explotado” fue el tema principal de dicha reunión, que marca sin duda un hito y avance de lo que más tarde serían los Derechos Económicos, Sociales y Culturales.

Otro antecedente decisivo de los Derechos Humanos fue la Segunda Guerra Mundial, ya que la comunidad internacional reconoce los horrores de la guerra más cruenta de la humanidad y decide unirse para preservar la paz, con solidaridad y cooperación, para evitar que se desarrollen conflictos tan tétricos como el que acababa de terminar. A estos efectos se crean las Naciones Unidas (1945).

¿Qué son derechos humanos?

Los derechos humanos son derechos inherentes a todos los seres humanos, sin distinción alguna de nacionalidad, lugar de residencia, sexo, origen nacional o étnico, color, religión, lengua, o cualquier otra condición. Todos tenemos los mismos derechos humanos, sin discriminación alguna. Estos son interrelacionados, interdependientes e indivisibles.

Los derechos humanos universales están a menudo contemplados en la ley y garantizados por ella, a través de los tratados, el derecho internacional consuetudinario, los principios generales y otras fuentes del derecho internacional. A su vez, el derecho internacional de los derechos humanos establece las obligaciones que tienen los gobiernos de tomar medidas en determinadas situaciones, o de abstenerse de actuar de determinada forma en otras, a fin de promover y proteger los derechos humanos y las libertades fundamentales de los individuos o grupos.

Todos los derechos humanos son indivisibles, interrelacionados e interdependientes, ya sean éstos derechos civiles y políticos como el derecho a la vida, la igualdad ante la ley y la libertad de expresión; derechos económicos, sociales y culturales, como el derecho al trabajo, la seguridad social y la educación; o colectivos, como los derechos al desarrollo y la libre determinación. El avance de uno facilita el avance de los demás, de la misma manera, la privación de uno afecta negativamente a los demás.

La no discriminación es un principio transversal en el derecho internacional. Está presente en todos los principales tratados de derechos humanos y constituye el tema central de algunas convenciones internacionales como la Convención Internacional sobre la Eliminación de todas las Formas de Discriminación Racial y la Convención sobre la Eliminación de todas las Formas de Discriminación contra la Mujer.

Este principio se aplica a toda persona y prohíbe la discriminación sobre la base de una lista de categorías tales como sexo, raza y etnia entre otras. Se complementa con el principio de igualdad, como lo estipula el artículo 1 de la Declaración Universal de Derechos Humanos: “Todos los seres humanos nacen libres e iguales en dignidad y derechos”.

Los derechos humanos son la forma más evolucionada que el hombre conoce para establecer la igualdad y la hermandad entre todos los individuos, aspectos que Cuba tiene presente. Nuestro país sobresale, incluso entre las naciones del primer mundo, en diversos sectores como la salud y la educación. A su vez, la Isla contribuye con la causa a través de su labor internacionalista en países como Venezuela, Bolivia, Ecuador, Nicaragua y muchos más, aspectos que fueron ratificados en mayo del 2013, cuando Cuba culminó su segundo Examen en el Consejo de #DD.HH. de la ONU.

En este sentido, la Isla se destaca por poseer la tasa de mortalidad infantil más baja de América Latina, además de ser el único país de la región sin desnutrición infantil, de acuerdo con datos de la #UNICEF. La ONG Save the Children también clasifica a la Mayor de las Antillas en el primer puesto de los países en desarrollo en las condiciones de maternidad, por delante de naciones como Argentina, Israel o Corea del Sur, mientras, la #ONU reconoció a Cuba como el país más seguro de Latinoamérica.

 

 

Hacer un comentario

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos. Todos los campos son obligatorios.

1 Comentario

EDILBERTO dijo:

Yo lo digo publicamente,jamas cedere un tantico al imperio,no se me olvidara jamas el crimen de barbado,playa giron,la cubre,boca de sama,no se olvidara jamas el acesinato del Cdte.Ernesto Che Guevara,de Allende,de Torrijo,las olas de atentado en la habana donde perdio la vida el joven italiano Favio Dicelmo, y todo esto patrocinado por el imperialismo,para mi el imperio es el paradigma del terrorismo internacional,es el patrocinador de todas las olas de crimenes de lecsa humanidad,son los facistaz clasico de estos tiempo,yo soy un cubano que doy mi vida por mi pais pero al imperio ni un tantito asi,este criterio lo mantedre hasta mis ultimos dias,aprendi lo que lei de nuestro jose marti,aprendi el legado historico de nuestro querido Fidel,he leido de enrique cireule EL IMPERIO DE LA HABANA,de Favian Escalante ZR-Rifle,otros muchos mas de Alejandro castro,entonces ,al imperio ni un tantito asi,ese ha violado por mas de 50 años nuestro derechos humanos,si ese imperialismo

11 diciembre 2015 | 05:23 pm