Planta por la vida

Lea más de:
Por Lisandra Gómez Guerra

59065-fotografia-gSANCTI SPÍRITUS.— Aunque aún con mucho por hacer para salvaguardar especies botánicas en peligro de extinción en este territorio, gracias a la iniciativa Planta, creada por la Sociedad Cubana de Botánica (Socubot), hoy se obtienen resultados significativos en ese sentido.

Así lo expresó a Juventud Rebelde Sergio Hernández Ro-dríguez, estudiante de Biología de la Facultad de igual nombre, de la Universidad de La Habana, uno de los miembros voluntarios de esa idea, al explicar lo realizado.

La iniciativa surgió hace diez años, al tomar como punto de partida el proyecto Magnolia, por lo que entre sus primeras acciones en Topes de Collante, ubicado en Trinidad, laboró en la conservación del Mantequero (Magnolia cubensis), planta en peligro de extinción y que se ubica entre las 50 más amenazadas del país, endémico local de esa zona montañosa.

Después de un proceder sistemático, que incluyó la siembra de más de mil magnolias por alrededor de 30 voluntarios, en su mayoría estudiantes de las universidades de La Habana y de la Central «Marta Abreu» de Las Villas, se logró que su población se duplicara.

«Hoy son los diversos grupos generacionales de esa localidad los que la mantienen con vida, sobre todo al utilizarla para dar sombra en los campos de café, una de las actividades económicas más importantes de ese territorio», añadió.

Por el mismo crecimiento que tomó la iniciativa, apostaron entonces sus miembros por dirigir su accionar hacia otras especies como la Aralia rex y la Tetrazygia. La primera, especie de árbol endémico de la flora cubana en peligro de extinción, apuesta por multiplicarse en la zona cercana al canopy de Topes de Collantes.

«Con anterioridad solo conocíamos la existencia de un único individuo, ubicado muy cerca de la carretera que te lleva hacia esa área, y por tanto está muy vulnerable a sufrir daños. Por sus propias características de tener los dos sexos, y como resultado de un trabajo minucioso en los viveros, pudimos obtener las primeras plántulas de ese único ejemplar y sembrarlo. Tenemos la esperanza de encontrar otras aralias en Topes, pero hasta ahora ha sido imposible», acotó.

También los amantes de las plantas dirigen sus investigaciones y acciones de conservación hacia la especie de tetrazygia, recientemente descrita por la ciencia y con una población estable en Alturas de Banao, pero muy limitada en las montañas trinitarias.

Todas esas especies están descritas en el texto Las 50 plantas más amenazadas de Cuba, la Isla con mayor diversidad de esas especies por kilómetro cuadrado en el mundo y que ostenta el cuarto lugar del orbe entre los territorios insulares con mayor diversidad de plantas con un alto porciento de endemismo de la flora nativa.

JR

Hacer un comentario

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos. Todos los campos son obligatorios.