13 de marzo: acciones de audacia y grandeza (+Video)

Lea más de: , , ,

Por Redacción de Razones de Cuba

En el Palacio Presidencial ocurrió aquel 13 de marzo de 1957 un ataque relámpago, sin retirada. El Directorio Revolucionario organizó, simultáneamente, la toma de la emisora de Radio Reloj, acción que dirigió el líder José Antonio Echevarría. Ambas acciones estremecieron los cimientos de la dictadura de Fulgencio Batista.

 

Hacer un comentario

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos. Todos los campos son obligatorios.

2 Comentarios

Luis Leyva Matos dijo:

Que hermosa es nuestra Historia, llenas de hechos, acontecimientos, personalidades y pueblo en general que demuestran el valor y las ansias de justicia de generaciones y generaciones de hombres, mujeres y niños que sacrificaron los más preciado, la vida, por alcanzar para el futuro la dignidad plena del hombre.
Un ejemplo entre tantos, José Antonio Echevarría, ese jóven universitario, todo valor, todo optimista, con un profundo sentido humanista, revolucionario de los que como parafraseando al Che, puso su propio pellejo al servicio de una causa justa y tanto así que murió por ella.
Amén de las diferencias estratégicas en cuanto a lucha contra Batista entre él y Fidel, ambos líderes buscaban el mismo objetivo, uno desde la Sierra al llano y Manzanita con acciones en las ciudades como la del 13 de Marzo de 1957.
Alguien me dijo una vez que si esa acción Comando hubiera cumplido su objetivo, uno de sus objetivos, el de ajusticiar al tirano Batista el triunfo (continuará)

21 marzo 2018 | 01:27 pm
Luis Leyva Matos dijo:

el triunfo de la Revolución cubana producto de la lucha armada del Ejército Rebelde y las de tipo cívicas que se daban contra Batista se hubiera retardado y argumentó con que el énfasis se hacía contra Batista, derrocarlo como Presidente por el repudio generalizado del pueblo cubano hacia él, que hecho esto, los partidos tradicionales hubieran llamado a elecciones al quedar acéfala la nación, se legitimaría un gobierno burgués, etc, y todo esto daría lugar a una sensación de democracia y esperanza al pueblo y un debilitamiento del apoyo del pueblo a la lucha del Ejército Rebelde.
Aunque más que argumentos sólidos son realmente especulaciones sobre lo que hubiera sucedido si…
hay cierta lógica en ello teniendo en cuenta el rechaso generalizado hacia Batista y su camarilla.

21 marzo 2018 | 01:40 pm