Un regalo desde el corazón de #Venezuela

Lea más de: , ,

foto anabel

Foto: Anabel Diaz

El elenco del movimiento musical venezolano Corazón Llanero inició el concierto este domingo en el capitalino teatro Karl Marx como regalo de cumpleaños al líder de la Revolución Cubana Fidel Castro.

La delegación que forma parte de Corazón Llanero, movimiento cultural de artistas venezolanos llegó a Cuba en la tarde de este sábado y se presentó por primera vez en nuestro país por iniciativa del Presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, como regalo al cumpleaños 90 del Comandante en Jefe.

Como parte del elenco que estará desbordando el talento venezolano se encuentran los cantores Cristóbal Jiménez, Vidal Colmenares, Santiago Rojas y Mayra Castellanos, la participación especial del arpista, el niño Raider Alvarado y el bailador Daniel Cabrera, entre otros tantos cantantes y músicos de la tierra de Bolívar y Chávez.

Una nota de prensa de la Embajada venezolana en Cuba precisa que el teniente Juan Escalona, edecán del presidente Nicolás Maduro, es el impulsor del movimiento musical “Corazón Llanero”. Este es el primer concierto internacional de la iniciativa venezolana y es trasmitida por la Tv cubana, TVES, TELESUR y en cadena nacional por corazón llanero TVES.

foto anabel diaz

Foto: Anabel Diaz

Entre los números que se presentan en la gala se encuentra “La leyenda de Florentino y el diablo”, considerada uno de los sublimes monumentos líricos del pueblo venezolano. Tiene más de 35 versiones populares y otras muchas corregidas y ampliadas por el escritor venezolano Alberto Arvelo Torrealba. Esta interpretación popular referencia el embrujo mágico por los versos octosílabos de Torrealba y la convierten, sin lugar a dudas, en la composición poética más difundida, popularizada y enaltecida del folclor del inmenso llano colombo-venezolano.

El joropo llanero es una forma tradicional de música y baile que identifica plenamente al venezolano. Antiguamente “joropo” se refería a una fiesta y con el pasar del tiempo se identifica más bien como una forma de música y baile. Los orígenes de este género se remontan a mediados de 1700 cuando el campesino venezolano comenzó a usarlo cada vez que iba a encuentros familiares.

El líder bolivariano, Hugo Chávez, fue un fiel defensor y exponente del género dado sus orígenes barinenses, en pleno llano venezolano. Entre sus canciones preferidas destacan Motivos Llaneros, compuesta por Ángel Ávila y grabada por Eneas Perdomo.

El tema llamado “Venezuela”, también presente en esta celebración, es uno de los más populares, tanto así que es considerado el “tercer himno” detrás del Himno Nacional (Gloria al Bravo Pueblo) y de “Alma llanera”. Sus autores son los españoles Pablo Herrero Ibarz y José Luis Armenteros Sánchez.

Aquel 4 de febrero, calurosa madrugada… así inicia el joropo que trata sobre el levantamiento cívico-militar del 4 de febrero de 1992 liderado por el entonces teniente coronel Hugo Chávez. Una acción militar que aun cuando no alcanzó los objetivos sí fue la chispa que encendió los motores del movimiento político, social, cultural, mediático y económico que sería años más tarde la Revolución Bolivariana. “Por ahora…”, fue la frase que lanzó Chávez asumiendo la responsabilidad de los hechos. De esta forma se presentaba al pueblo venezolano como la esperanza.

El son cubano fusionado con otros géneros también forma parte de la gala cultural en homenaje el cumpleaños 90 de Fidel que sesiona en el capitalino teatro Karl Marx.

La primera edición internacional de Corazón Llanero incluye además al coplero Cheo Hernández, representante del estado venezolano de Portuguesa. En su interpretación mezcla el acompañamiento del arpa y el cuatro, instrumentos característicos de Venezuela. Las maracas simbolizan, a su vez, la huella indígena y africana de la cultura de esa nación sudamericana.

El joropo llanero es baile. A pesar de tener elementos comunes esta fiesta popular tiene diferencias en cada zona geográfica. Otro fiel impulsor de este género es el edecán del presidente Maduro, Juan Escalona, quien interpreta “Linda Barinas”.

El joropo se da según la región que represente. Así, existe el llanero, central, oriental, centro-occidental, de los andes y de la región de Guayana. Todos tienen como figuras principales el “valsiao”, el “escobillao” y el “zapatiao”.

El primero se da en el inicio del baile, en el vals las parejas se abrazan y recorren el espacio en tres tiempos de vals y dan vueltas rápidas en giros espirales. En el escobillao los bailarines colocados de frente mueven los pies a manera de cortos avances y retrocesos como si estuvieran cepillando el suelo. El último, el zapatiao, es una figura varonil y se realiza por la pareja sin soltar el abrazo o sueltas completamente como es propio en los llanos, en esa figura el hombre hace sonar sus pisadas del fuego mientras la mujer se limita a escobillar.

A veces, el arpa del joropo de los llanos es sustituida por la bandola llanera. El joropo central, por su parte, se toca con arpas de cuerdas de metal, maracas y buche (voz). En este, el cuatro como instrumento acompañante no existe dando paso a una sonoridad menos rítmica. En el Joropo Oriental se suman instrumentos como la guitarra y el bandolín, el cuatro y algunas veces el acordeón o la cuereta (un acordeón pequeño de origen europeo). El joropo oriental se denomina también golpe.

Granma

Hacer un comentario

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos. Todos los campos son obligatorios.