Un país para los libros

Lea más de: , , ,

f0052995Pronto vuelve a convertirse la Isla en un astillero literario. Apenas unos días faltan para la inauguración de la Feria Internacional del Libro de La Habana (FILH) —prevista para el próximo jueves (11), y hasta el 21de febrero— y ya los aires saben a esas largas jornadas que dejan en sus participantes huellas inolvidables.

Al calor de la literatura, dama de honor de esta fiesta, no po­cos han iniciado su vida como lectores. La Cabaña, como se le conoce popularmente al Parque Histórico Militar Morro-Ca­ba­ña, sede principal del evento, ha cobijado a familias enteras que han decidido compartir allí jornadas inolvidables, y mu­chos jóvenes de todas las edades posibles la han escogido para pasar en el hermoso recinto el día del amor, que siempre cae dentro de la fecha.  La Feria es por tanto una invitación a la alegría, al saber y al crecimiento cultural y espiritual al que se asiste movido por la certeza de que llegar hasta ella nunca es en va­no.

La presente edición tiene como País Invitado de Honor a la República Oriental del Uruguay, tierra de grandes como Ho­racio Quiroga, Mario Benedetti, Eduardo Galeano y Juan Car­los Onetti, y hermanada con el nuestro por su sangre latinoamericana y por la histórica relación que tuviera el Apóstol de la independencia cubana, José Martí, con esa nación cuando fuera Cónsul de ese país en Nueva York.

La presencia de más de 300 participantes de 37 países ha­bla de una cita que apuesta por un intercambio cultural cada vez más rico que no solo se enorgullece de  exhibir lo mejor de las tradiciones literarias universales, sino la de las más re­cientes hornadas de sus escritores, así como au­tén­ticas muestras de sus manifestaciones artísticas.

Dos autores cubanos reciben también los honores de esta Feria: la poeta, periodista y ensayista Lina de Feria y el escritor, folclorista y ensayista Rogelio Martínez Furé, am­­­bos nominados para el Premio Na­cional de Literatura 2015, otorgado fi­nal­mente a este último. La oportunidad de reencontrarse con la literatura escrita por ambos intelectuales, y de toparse con  las respectivas novedades suyas que verán la luz,  es otra de las divisas del evento.

Dos efemérides estarán visibilizadas en la Feria, que extiende sus espacios por varias subsedes capitalinas, el centenario del escritor santiaguero Jo­sé Soler Puig, de extraordinarias reso­nan­cias también en el continente y para cuyo tributo tendrán lugar coloquios y presentaciones de libros,  y el aniversario 130 de la abolición de la esclavitud en Cuba, que celebrará en la Casa de las Amé­ricas, del 15 al 17 de febrero, un seminario inter­nacio­nal alusivo al suceso con paneles temáticos y conferencias magistrales.

No faltarán en el jolgorio conciertos, exposiciones, obras de teatro, espectáculos danzarios y muestras de cine contemporáneo. En esta ocasión las casas editoriales elaboran sus respectivos diseños comerciales y asumen la promoción de sus libros. Propuestas capaces de seducir a lectores exigentes constituyen otros de los ardides de las editoriales para conseguir la venta de sus títulos.

Entre los eventos que engrosan el programa de la FILH está la reunión extraordinaria del Grupo Iberoamericano de Editores (GIE), conformado por 24 países, los cuales eligieron como sede a Cuba en la pasada cita de Guadalajara; los coloquios dedicados a los autores homenajeados; a José Martí; al Inca Garcilaso de la Vega en el aniversario 400 de su muerte; el de Ciencias Sociales, Medioambiente, los encuentros de bi­bliotecarios, traductores y editores y el de los libreros.

La reconocida cantante Malena Muyala y el percusionista Daniel “Tatita” Márquez, cultivador del candombe, prestigiosos artistas uruguayos, ofrecerán su arte en la jornada inaugural, mientras que en los días subsiguientes las más variadas tendencias artísticas de esa cultura pintarán con el color de la milonga, el tango y de otros ritmos típicos, los diversos escenarios del patio.

La visita de artistas como el guitarrista y cantante Fer­nan­do Cabrera, y Daniel Viglieti, intérprete del can­­to popular, y del gremio teatral, los jóvenes creadores Ser­gio Blanco, Gabriel Cal­derón, San­tiago Sangui­netti y María Do­dera, significan solo un avance de la pre­sencia uruguaya en La Habana, ver­dadera divisa del pr­ogra­ma artístico de la FILH, que está ya al doblar de la es­quina.

Tomado de Granma

http://www.granma.cu/25-feria-internacional-del-libro/2016-02-04/un-pais-para-los-libros-04-02-2016-21-02-55

Hacer un comentario

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos. Todos los campos son obligatorios.