Cuando triunfa la vida

Lea más de: ,

Ana Ruth y Ana Saray son los nombres de dos niñas siamesas de ocho meses de nacidas que hoy se recuperan satisfactoriamente, luego de ser separadas en un hospital público de Venezuela.

La noticia refleja alegría en familiares y amigos, en médicos y enfermeras, en pobladores y gobernantes de una nación bloqueada, a la que Estados Unidos le hace una guerra económica que no le permite importar medicamentos, alimentos y otros insumos necesarios para la vida, motivo por el cual ya han muerto varios niños.

Incluso tiene mayor impacto la separación de esas dos siamesas, hecha por galenos venezolanos en un centro médico de la ciudad de Maracaibo, cuando se han conocido reportes por estos días de varios niños de la nación sudamericana muertos mientras esperaban un trasplante de médula ósea en una institución hospitalaria italiana, debido a que los fondos de la empresa estatal venezolana PDVSA, comprometidos para el pago de dichas operaciones, fueron congelados en bancos europeos por presiones del gobierno de Estados Unidos.

«Las dos niñas han evolucionado satisfactoriamente. Ana Ruth está avanzando a pasos agigantados y su hermana Ana Saray fue sometida este domingo a una pequeña intervención para controlar una hemorragia dérmica que concluyó sin contratiempos», dijo a la AFP una fuente del centro médico en la ciudad de Maracaibo (oeste).

Ambas, nacidas en septiembre de 2018 y unidas desde el tórax hasta el ombligo, fueron separadas por especialistas del Servicio Autónomo Hospital Universitario de Maracaibo (Sahum).

«Se está demostrando al mundo que Venezuela no tiene una crisis en la formación del personal médico», señaló a la AFP el cirujano Dioverys Hinestroza, quien participó en la intervención.

«Lo más especial de la cirugía es que logró unir a todo el hospital», destacó el médico de 35 años.

«Es una hazaña por la dificultad para importar material médico-quirúrgico por el bloqueo», comentó a la citada agencia Elio Ríos, director de un ambulatorio en Zulia, aludiendo a las sanciones de Estados Unidos.

Esta vez ha triunfado la vida por encima del odio y el mal de quienes tratan de ahogar al país bolivariano con una guerra económica y amenazas de una confrontación militar.

Granma

Hacer un comentario

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos. Todos los campos son obligatorios.