Un periódico mambí… por Cuba libre

Lea más de: , , , , ,

Por Lisbet Penín Matos

#LaHabanadeTodos(9)Había que elegir un nombre para un periódico que mostrara la verdad y la historia que construían hombres que, por voluntad propia, habían decidido iniciar el camino libertador de la Mayor de las Antillas. Luego de varias discusiones y debates, el poeta y periodista José Joaquín Palma le dice a Carlos Manuel de Céspedes: “¿No vamos a libertar al cubano? El periódico; pues, debe llamarse El Cubano Libre”.

Y así fue. Con una profunda raíz patriótica, El Cubano Libre nació en la República de Cuba en Armas aquel 17 de octubre de 1868.

Las publicaciones de este rotativo circularon en Bayamo con la identificación de ser el Primer periódico independiente que se publica en Cuba., mas nadie imaginaría que en esta ciudad rebelde sacrificaría sus casas y comercios con el incendio del 12 de enero de 1969 para impedir caer nuevamente en manos españolas.

Y ante esta decisión, había que proteger y salvar la imprenta de El Cubano Libre, y al parecer fue llevada a una cueva, donde permaneció hasta 1871. En este año, y en coincidencia con la aprobación de la Constitución de Guáimaro el 10 de abril, el diario mambí recibió la categoría de Periódico Oficial de la República de Cuba.

Posteriormente, reinició su tirada en territorio camagüeyano, y mantuvo la línea de principios y fervor revolucionario; y en su papel había proclamas, decretos, informaciones de guerra, reseñas de acciones colonialistas, gacetillas, editoriales y estrofas de La Bayamesa.

Un dato interesante es que, como la mayoría de los mambises no sabían leer, aquellos letrados compartían en voz alta el contenido del periódico, para que así todos conocieran cuál era el sentir de la República alzada en armas.

Durante dos meses y medio, El Cubano Libre publicó diariamente, y muchos cubanos, seguidores y participantes en la lucha por la libertad de la nación, publicaron escritos y poemas. Entre ellos, José Joaquín Palma, quien, además, fue el primer director.

Ya en 1895, precisamente un día como hoy, 3 de agosto, El Cubano Libre estaría dispuesto a convertirse nuevamente en la voz de la manigua mambisa. Esta vez, el Titán de Bronce promovería la publicación, pues estaba seguro de que el componente ideológico era de vital importancia para la lucha revolucionaria.

En una ocasión Maceo, haciendo referencia al periódico le dijo a Mariano Corona Ferrer, quien desempeñó el rol de director: “El Cubano Libre es un cuerpo de ejército compuesto de doce columnas, que se bate, se bate bien, diariamente por la causa de Cuba; y los españoles darían algo por darle una carga. Mucho ojo… y aprieten”.

Hasta el final de la guerra circuló El Cubano Libre.

¿Quién imaginaría que años más tarde volvería bajo el subtítulo de Manigua Redentora y Órgano del Ejército Revolucionario 26 de Julio. Sierra Maestra. Nueva Era? Pues sí, y por esta vez lo propondría el Che en 1957.

Sus páginas circularon por primera vez en octubre de ese año, y en esta primera edición quedó claro que: “Con la imperecedera lucha de nuestros mambises conquistó Cuba su independencia, con la sangre entusiasta de su pueblo, se apresta ahora a dejar este estado caótico y ser una nación libre, independiente y soberana”.

Y así quedaba afirmado que el Ejército Rebelde era heredero de la tradición mambisa con el trabajo Un nombre glorioso.

En esta nueva era de El Cubano Libre quedaron expuestos crímenes de la dictadura, la situación existente en el país y las ideas aquellos hombres y mujeres de la guerrilla que deseaban un futuro diferente para Cuba.

Una herencia, vigente hasta hoy, pues Cuba libre significa patriotismo, historia, marcha constante, revolución.

Hacer un comentario

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos. Todos los campos son obligatorios.