Un niño que prefiere jugar con grandes

Lea más de: , , ,

Cub Raynner 3Raynner no volverá a jugar con niños, al menos mientras pueda desafiar o aprender de los grandes. Lo supo cuando se mantuvo invicto hasta la quinta jornada en el Memorial Capablanca de Ajedrez, y al probar fuerzas en el Internacional Carlos Torre, en México, no en una categoría secundaria sino en la Magistral.

El pequeño de 13 años Raynner Amaro Alfonso, de Artemisa, ha jugado siempre contra trebejistas mayores que él. Con apenas 11, se proclamó campeón del festival panamericano escolar de ajedrez en El Salvador, en la categoría sub 13, de modo que es el primer cubano en conseguir el título de Maestro Fide con semejante edad.

Incluso estuvo a punto de ganar en calidad de invicto: fueron siete victorias y unas tablas en nueve rondas. Lideró el certamen desde el inicio, solo un embotellamiento le impidió llegar a tiempo a la sexta partida, y la perdió por forfeit; sin embargo, el emparejamiento por el sistema suizo le dio la revancha, y venció en 26 movimientos.

Entrenar con el Gran Maestro Walter Arencibia le repercutió en la táctica y la estrategia, especialmente en la ampliación de su repertorio, con diversas variantes de la Apertura de Peón Dama que le tornaron impredecible.

Un año más tarde se coronó en el festival panamericano de ajedrez blitz, en México. Prevaleció entre más de 50 competidores en la categoría sub 12 mixto, al ganar seis de siete cotejos en una modalidad que exige analizar y actuar muy velozmente, pues cada jugador dispone de tres a cinco minutos para toda la partida. Así que el chico demuestra ser no solo talentoso sino rápido y ecuánime a la vez.

Entonces, se aventuró a una prueba mayor: el Torneo Internacional Capablanca in Memoriam. Nadie más que él y su familia soñaron o creyeron en algo diferente a un revés tras otro. No se trataba de una versión escolar, sino del grupo abierto del certamen más prestigioso del ajedrez en Cuba.

Pero en los primeros cinco duelos el niño de 12 años no había sufrido derrota alguna; en cambio, sí había logrado una victoria, y debutó con tablas en 50 jugadas nada más y nada menos que ante la Gran Maestra (GM) Oleiny Linares, integrante de la preselección femenina cubana.

También pactó el armisticio con Jiarnnes Pozo (tras 71 lances) y con la Maestra Fide Ana Flavia Roca, igualmente de la preselección nacional, en 45 jugadas. Y en la cuarta ronda, en 78, ¡doblegó a la GM Yanira Vigoa, quien formó parte de nuestro equipo a la Olimpiada de Ajedrez en Tromso, Noruega!

Luego, en la quinta, tras 88 movimientos, acordó la paz con el Maestro Fide colombiano Esteban Valderrama. Solo en el sexto desafío consiguieron vencerle: fue el GM español de 41 años Josep Oms (2446), medalla de oro en el segundo tablero en la 37 Olimpiada de Turín 2006, con nueve puntos en 11 partidas.

Cada uno de sus rivales le superaba en más de 200 puntos Elo, e incluso en más de 400 este último. Tres han sido llamadas a la preselección de la mayor de las Antillas, y tanto Oleiny como Yanira son ajedrecistas olímpicas.

Si alguien auguró que este muchachito recibiría continuas “nalgadas” de los adultos en un certamen tan prestigioso, se equivocó de medio a medio: de hecho, incrementó notablemente su Elo, en 112 puntos.

Tampoco cuando intervino en el Campeonato Panamericano de Ajedrez de la Juventud, en Colombia,  jugó en la categoría correspondiente; peleó entre los de 14, superó a seis y dividió honores con otro, en nueve desafíos.

Finalizó cuarto, aunque las medallas no lo dicen todo: Raynner casi salió corriendo del Capablanca al Panamericano de Cali, y regresó directamente a incorporarse a los Juegos Escolares, en Villa Clara. Por supuesto, no podía perder la oportunidad de jugar con adversarios de altísimo nivel.

Al parecer, le ha cogido el gusto a los retos y le ha perdido el respeto a los grandes, pues hace poco este artemiseño ya de 13 años intervino también en el XXVII Torneo Internacional Carlos Torre Repetto In Memoriam, celebrado en México, una lid a la que acude habitualmente el Gran Maestro Lázaro Bruzón, segundo trebejista de más alto Elo en Cuba, y consiguió otro desempeño fuera de pronóstico.

Le arrancó un empate al MF Sergio Joshafa Morales, de 2 306 y otro al MI Julian Estrada, de 2 298, ambos del país sede. Igualmente entabló con Luis Rodríguez, otro anfitrión. E hizo los deberes, al derrotar a los mexicanos Enrique Solís, Rita Rosalía Torres y Marco Alexei Canche. De manera que sumó 4,5 puntos de nueve posibles y hasta resistió la embestida de un par de adversarios más calificados, lo cual le reportó otros dígitos a su Elo, al jugar para un performance superior a sus 2 129.

Por tanto, ya le reveló a este periodista que seguirá jugando al tenis, a las cartas y al fútbol cuando su tiempo se lo permita, porque disfruta aun más el ajedrez y sueña con sentarse a la mesa frente a Carlsen, Caruana, Aronian o Nakamura. Eso le conduce a continuar fogueándose ante contrincantes de mayor Elo, sin miedo a los grandes.

Tomado de Cubahora

http://www.cubahora.cu/deporte/un-nino-que-prefiere-jugar-con-grandes

Hacer un comentario

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos. Todos los campos son obligatorios.