Si cesara el bloqueo, aumentaría comercio agrícola cubano estadounidense

Lea más de: , , ,

Por Roberto Morejón

8594-NO-MAS-BLOQUEO

Una de las ramas que importantes grupos de estadounidenses coinciden en destacar como provechosas para el comercio con Cuba es la agricultura, pero el bloqueo, ahora recrudecido por Donald Trump, obstaculiza el empeño.

En el proceso hacia la normalización de relaciones iniciado por el expresidente Barack Obama y Cuba en diciembre de 2014 se rubricaron dos acuerdos para la cooperación en la agricultura, sanidad animal y vegetal.

Sin embargo, la hostilidad renovada de la actual administración republicana complica la ejecución de los entendimientos.  Igualmente sigue en pie un serio impedimento para el comercio agrícola entre ambos países.

Se trata de la obligación de Cuba de pagar en efectivo y por adelantado las compras de productos agrícolas procedentes de Estados Unidos, sin acceso a créditos como es habitual en el comercio internacional.

Esa y otras trabas son evaluadas de perniciosas por Cuba y la Coalición Agrícola de Estados Unidos para este país caribeño, así como por empresarios, un grupo de los cuales ha viajado a La Habana a sondear las perspectivas de relaciones.

Ellos tienen en cuenta estudios reveladores de que si cesara el bloqueo los intercambios agrícolas entre Cuba y Estados Unidos podrían aumentar a mil millones de dólares anuales.

Sin embargo, la administración Trump prefiere que sus granjeros pierdan ingresos porque antepone su obsesión de quebrar la resistencia de los cubanos a través de penurias alimentarias.

El cerco económico ocasionó pérdidas en la industria alimentaria y la agricultura de Cuba en el período comprendido desde abril de 2017 hasta marzo de 2018 por valor de más de 413 millones de dólares.

Por la crudeza del boicot la empresa Ron Havana Club dejó de percibir más de 90 millones de dólares ya que el mercado estadounidense NO está abierto a esa bebida espirituosa, una de las más reconocidas a nivel mundial.

Si el Grupo Empresarial Ganadero de Cuba pudiera adquirir tecnologías estadounidenses para la crianza porcina, la producción de esa carne aumentaría en 2 mil 50 toneladas.   La industria alimentaria, la agricultura y la salud de Cuba se erigen en los sectores de mayor sensibilidad castigados por el bloqueo  estadounidense, cuya aplicación es necesario condenar nuevamente.

RHC

Hacer un comentario

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos. Todos los campos son obligatorios.