Presencia de Fidel nos dio seguridad en la victoria en Girón

Lea más de: , , ,

Eduardo Luis Martín.

Para Armando Pérez Yera la presencia del líder histórico de la Revolución Fidel Castro en el frente de combate dio mucha seguridad y valor a los combatientes en Playa Girón.

“Fue una vivencia maravillosa e infundió un sentimiento de admiración y respeto que nos dio más seguridad en la victoria”, significó.

Este profesor de la Universidad Central de Las Villas, con 50 años en la profesión, explica que los momentos vividos en el enfrentamiento a los mercenarios que desembarcaron por Playa Girón son inolvidables y dejaron una huella imborrable en la mente de los participantes.
A pocas horas de llegar a la zona de conflicto, sentimos muy cerca los bombardeos y ametrallamientos de la aviación enemiga, y pensaba que la mejor opción era enterrarme en la arena, pero no era posible, porque ante la aparición de una columna de mercenarios hacia nuestras posiciones había que frenarlos”, comenta.

Recuerda la figura del comandante Raúl Menéndez “Tomaseviche” con la camisa abierta ejecutando las voces de mando para la avanzada del grupo, a la vez que les daba ánimo e instaba a la lucha hasta eliminar a los atacantes.

“En el intercambio de fuego contra el enemigo se produjeron bajas de las dos partes, aunque no supe la efectividad de los disparos, en lo que me correspondió con mi sub ametralladora tiré hasta agotar todas las municiones”, significa .

Explica Pérez Yera que cuando se produjo el ataque mercenario tenía 20 años, había estudiado en la Normal para maestros e impartía clases en la Escuela de Superación Obrera Jesús Menéndez, de Santa Clara. y como miembro de las Milicias Nacionales Revolucionarias respondió al llamado para repeler la agresión.

Al conocerse de la invasión fuimos convocados para la movilización y nos concentramos en el Deportivo, en las afueras de la ciudad, donde nos entregaron las armas y nos dieron instrucciones de arme, desarme y otras orientaciones para salir de inmediato hacia la zona invadida por el enemigo, rememora el combatiente.

A 53 años de aquella victoria del pueblo, que significó la primera gran derrota al Imperialismo yanqui en América, los tiempos han cambiado y el enemigo no ceja en sus intentos de someter a Cuba, afirma Pérez Yera.

Hoy con métodos más sofisticados, ya no se trata de un adversario frontal, está más escondido, y se presenta muy sutil, lo mismo aparece en el cine, la televisión , videos y otras formas para subvertir la unidad y la ideología de la población cubana, comenta el profesor de Filosofía.

Se imponen nuevos retos y al igual que los derrotamos en 1961, ahora con las mismas armas de la dignidad y la razón, con la inteligencia para detectar sus viles y engañosos métodos de penetración ideológica, junto a las nuevas generaciones obtendremos la victoria, asegura.

Tomado del Blog La Santa Mambisa

Hacer un comentario

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos. Todos los campos son obligatorios.