Miami ataca a los artistas cubanos

Lea más de: , , , , ,

Arthur González

A pesar de que los politólogos yanquis plantean la necesidad estratégica de facilitar la colaboración y actuaciones culturales de estadounidenses en Cuba y de cubanos en Estados Unidos; estimular y pagarle a los artistas cubanos que actúen en Estados Unidos altas sumas de dinero, sin limitaciones por leyes del bloqueo, con el propósito de ejercer influencia política sobre los mismos; en cada ocasión en que estos visitan Miami las reacciones son generalmente adversas.

Ahora sucede con el dúo “Buena Fe”, donde la propaganda anticubana intenta impedirle sus conciertos. Lo mismo aconteció hace unos meses con Tony Ávila, al que acusaron falsamente de opinar en contra el grupúsculo las “Damas de Blanco”, financiado por organizaciones de corte terrorista de Miami.

Para darle continuidad a esas conductas extremistas retrogradas y pasadas de moda, han tomado al cantautor cubano Descemer Bueno, como centro de sus nuevas acusaciones.

Descemer reside en ambas costas del estrecho de la Florida y es aplaudido en las dos porque su calidad profesional lo respalda. Pero a pesar de sus éxitos, incluidos los financieros, no perdió su identidad ni olvida su terruño natal.

A diferencia de lo que le preguntan en entrevistas de prensa a otros artistas extranjeros que actúan en Estados Unidos, a los cubanos siempre le van con los temas políticos, con el propósito de que hablen mal de su país, o apoyen a la contrarrevolución asalariada del gobierno norteamericano.

Así lo que hicieron con Pablo Milanes, excelente músico y cantante cubano con fama internacional. Le tendieron una trampa en la CNN para que emitiera consideraciones sobre las mercenarias que se visten de blanco por fuera y de verde en sus bolsillos, de la cual no salió bien parado.

¿Por qué motivos no le preguntan a Chakira o a Juanes que opinan de los grupos paramilitares en Colombia, o cómo es posible que con tantos militares norteamericanos acantonados en casi una docena de bases en ese país, no hayan podido eliminar el tráfico de drogas?

¿Por qué razón no le pregunta a Juan Gabriel, Gabriela Guzmán o a Luís Miguel que consideraciones tienen de los cientos de muertos semanales que aparecen en calles, carreteras y parques de México a manos de las mafias de las drogas?  Nunca indagan las causas por las cuales miles de mexicanos intentan cruzar la frontera para llegar a territorio norteamericano, entre ellos cientos de niños sin sus padres.

A los artistas españoles no los acorralan ante las cámaras de la TV para saber sus criterios sobre la corrupción que enloda al Partido Popular, la cifra de personas sin trabajo o si apoyan la llamada Ley Mordaza.

Los artistas cubanos deberán aprender a exigir en sus futuros contratos, que en las entrevistas concedidas a la prensa yanqui no se les puede preguntar sobre temas políticos; al final ellos son profesionales de otras ramas y no precisamente de la política.

Tomado del Blog El Heraldo Cubano

http://heraldocubano.wordpress.com/2014/09/15/miami-ataca-a-los-artistas-cubanos/

Hacer un comentario

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos. Todos los campos son obligatorios.