Ecuador: Un destino de Sí o No

Lea más de: , ,

Por Lídice Valenzuela

ecuador referendo

La consulta popular y el referendo del próximo domingo en Ecuador dictará, según sus resultados, el destino futuro de la nación andina, que puede enterrar o al menos alejarse de los conceptos y principios que primaron durante los diez años de la Revolución Ciudadana del antiguo partido Alianza País.

El pasado 2 de octubre, en medio de la tensión generada por sus discrepancias públicas con el exmandatario Rafael Correa, su sucesor, Lenin Moreno, convocó a este plebiscito que puede constituir la muerte política del fundador de la Revolución Ciudadana, de sus ideas y la de sus equipos de gobierno. Moreno fue su vicepresidente durante seis años en su primer mandato.

Son siete las preguntas del referendo y dos de la consulta popular, varias de ellas destinadas a la reformulación de la Carta Magna de 2008, con lo cual discrepa, por ejemplo, el defensor del pueblo en Ecuador, Ramiro Rivadeneira Silva.

Rivadeneira aceptó que es democrático preguntarle al pueblo sobre diversos asuntos, pero precisó que la Corte Constitucional, a la que el presidente pidió autorización para realizar la consulta, nunca le respondió, y él decidió realizarla por Decretos Ejecutivos enviados al Consejo Nacional Electoral (CNE). “Nos avoca a los ciudadanos y a las autoridades a dilucidar nosotros si es que el contenido de las preguntas son constitucionales o no”, refirió en el programa EnClave Política, transmitido por TeleSur.

El defensor insistió en que el dictamen de la Corte Constitucional es un requisito fundamental, no discrecional, establecido por la Carta Magna. Al no pronunciarse, confirmó, desconocemos el alcance de la constitucionalidad de las preguntas.

Una dura batalla se libra en estos momentos por el gobierno y los partidos opositores a Correa por el Sí, a quien persiguen en la media, tratando de desprestigiarlo, a pesar de los grandes beneficios que su década de mandatos, ganados en las urnas, trajeron a Ecuador, ya con la economía en recuperación y un crecimiento previsto este año de un 4 %, según reconoció la actual administración.

El ex mandatario, luego de entregarle el mandato a su ahijado político y exvicepresidente, se trasladó con su familia a Bélgica, de donde es oriunda su esposa, pero regresó este enero a Ecuador ante lo que consideró el fin de la Revolución que cambió, mediante una Asamblea Nacional Constituyente, las viejas estructuras burguesas que dominaban la sociedad ecuatoriana.

Correa ha encabezado la campaña por el No y se ha reunido con el pueblo en todas las provincias del meridional país, explicando las consecuencias que traerá darle el beneplácito a las interrogantes presentadas por Moreno, y sigue proyectándose, tal como indicaron los mítines, como un líder de fuerte arraigo popular.

Sin embargo, su sucesor, que ha entrado en pláticas y entregado responsabilidades a miembros de la partidocracia contrarrevolucionaria, sigue criticándolo desde su bien engrasada maquinaria mediática, como si, y es así al parecer, luchara contra un enemigo de clase en lugar de quien fuera su amigo, compañero de partido y de gobierno.

A pocos días del acto comicial, los principales medios de comunicación —siempre adversarios de la Revolución— se niegan a transmitir las propagandas por el No, lo que Correa calificó de “cerco mediático”.

“No tenemos publicidad, recién hace dos días han salido las primeras cuñas por el No porque el CNE nos tenía bloqueados y apenas hemos logrado pasar spots de 20 segundos”, lamentó el expresidente y líder revolucionario. En su opinión, una gran parte de la población con derecho al voto desconoce el alcance de las preguntas.

Cinco son las propuestas del referendo y dos de la consulta popular.

PREGUNTAS DEL REFERENDO

1. Lucha contra la corrupción.

“¿Está usted de acuerdo con que se enmiende la Constitución de la República del Ecuador, para que se sancione a toda persona condenada por actos de corrupción con su inhabilitación para participar en la vida política del país, y con la pérdida de sus bienes, según lo dispuesto en el Anexo 1?”.
2. Reelección indefinida.

“¿Para garantizar el principio de alternabilidad, está usted de acuerdo con enmendar la Constitución de la República del Ecuador para que todas las autoridades de elección popular puedan ser reelectas por una sola vez para el mismo cargo, recuperando el mandato de la Constitución de Montecristi y dejando sin efecto la reelección indefinida aprobada mediante enmienda por la Asamblea Nacional el 3 de diciembre de 2015, según lo establecido en el Anexo 2?”.

3. Consejo de Participación Ciudadana

“¿Está usted de acuerdo con enmendar la Constitución de la República del Ecuador para reestructurar al Consejo de Participación Ciudadana y Control Social, así como dar por terminado el período constitucional de sus actuales miembros, y que el Consejo que asuma transitoriamente sus funciones tenga la potestad de evaluar el desempeño de las autoridades cuya designación le corresponde pudiendo, de ser el caso, anticipar la terminación de sus periodos de acuerdo al Anexo 3?”

4. Protección a la niñez

“¿Está usted de acuerdo con enmendar la Constitución de la República del Ecuador para que nunca prescriban los delitos sexuales en contra de niñas, niños y adolescentes, según el Anexo 4?”.

5. La minería

“Está usted de acuerdo con enmendar la Constitución de la República del Ecuador para que se prohíba sin excepción la minería metálica en todas sus etapas, en áreas protegidas, zonas intangibles y centros urbanos, de conformidad con lo establecido en el Anexo 5?”.

PREGUNTAS DE LA CONSULTA POPULAR

1. Plusvalía

“¿Está usted de acuerdo con que se derogue la Ley Orgánica para Evitar la Especulación sobre el Valor de las Tierras y Fijación de Tributos, conocida como “Ley de Plusvalía”, según el Anexo I?”

2. El Yasuní

“¿Está usted de acuerdo en incrementar la zona intangible en al menos 50 000 hectáreas y reducir el área de explotación petrolera autorizada por la Asamblea Nacional en el Parque Nacional Yasuní de 1030 hectáreas a 300 hectáreas?”.

 

Para expertos, Moreno comenzará a gobernar a partir de los resultados de las respuestas, pues hasta ahora sus señales indican su interés en afiliarse a las corrientes neoliberales latinoamericanas.

Esas fuentes indican que el referendo del próximo domingo, al que están convocados más de 13 millones de ciudadanos, no se inmiscuye en temas sensibles para la población ecuatoriana, como cuál será el futuro económico del país, o cuáles son las expectativas a un futuro cercano, pues derogar antiguas leyes consensuadas en la Carta Magna no significa que sea para mejor, sino todo lo contrario.

Los resultados del proceso serán conocidos en parte el domingo, pero el resto se divulgará diez días más tarde, según el CNE, lo que alertó las antenas, pues algunas fuentes políticas temen por un fraude electoral, como el ocurrido recientemente en Honduras.

Cubahora

Hacer un comentario

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos. Todos los campos son obligatorios.