De la Patria, el Padre

Lea más de: , ,

Por Daily Sánchez Lemus

 

51554243

Cuando  no quedó nadie más, bajamos del camión de control remoto con el que se filmó la ceremonia… Hacía unos minutos la piedra y el mármol verde guardaban para Cuba a Fidel… Todo era muy reciente…el dolor, la fuerza, el sol de Santiago sobre nosotros….

Era imposible no pensar entonces en Céspedes, a quien el propio José Martí llamase “el hombre de mármol”. Por eso, en medio del recorrido por Santa Ifigenia, fui hasta donde él. Había flores recién colocadas, rosas que perfumaban el lugar y que daban pistas de los pasos de Raúl, el hermano entrañable, el guerrero que iba también a ratificar compromisos con sus compañeros del Moncada, con Frank, con Mariana Grajales, y también con Céspedes. Fue aquel recorrido del 4 de diciembre consecuencia no solo del dolor, sino de la vida. Había en cada una de aquellas rosas un sentimiento y la resolución de continuar la ruta trazada por nuestros héroes.

Llegar hasta donde Carlos Manuel de Céspedes, estar frente a él, y sentir el peso de su figura en un momento en el que reconfortaba ser parte de un país lleno de tantos hombres hermosos, en medio del olor de las rosas recién colocadas, volví a pensar en la frase de Martí…

Y estaba ante mí Céspedes, el de mármol. Y del mármol, su solidez, su entereza, y su prestancia. Así lo vimos joven, esgrimista, ajedrecista. O cuando renunció a su vida de hacendado y liberó a sus esclavos, invitándolos a luchar por la independencia de Cuba, dando el primer grito, y cambiando ya para siempre la Historia. O cuando asumió -con el dolor que solo un padre sabe lo que significa- que no depondría las armas por la libertad ante la amenaza de los soldados de quitarle la vida a su hijo Oscar. O aquel que luego de las diferencias y su destitución se fue a la Sierra Maestra, y allí se dedicó a enseñar, y allí murió un 27 de febrero en desigual combate, solo, y a la vez de tantos y con tanto.

Céspedes, el que no titubeó y supo identificar el momento preciso para convocar a la lucha, ha sido el inspirador de muchos corazones libertarios. A partir de su valor, muchos cubanos supieron rebelarse siempre que hizo falta para defender a la Patria. Por eso, la Historia va uniendo los hilos de la vida, y el mismo guerrero que este 4 de diciembre puso rosas al Padre de la Patria en nombre de su hermano y el suyo, tuvo que recordar que un 27 de febrero, en 1958 y cerca de San Lorenzo, recibió sus grados de Comandante y partió a fundar el Segundo Frente.

El sol de Santa Ifigenia, el silencio del sitio y la fuerza que resulta de cada losa que allí permanece, me sobrecogieron una vez más. Imposible no pensar en Fidel, en Raúl y en toda la generación que siguió la voz de un padre que llamaba al combate.

Sí, era y es de mármol Céspedes. Martí no tuvo mejores palabras para definir la grandeza y la luz de aurora de quien abrió el camino de la libertad.

 

Por Daily Sánchez Lemus

Hacer un comentario

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos. Todos los campos son obligatorios.

4 Comentarios

Ariana dijo:

Bellísmo el comentario de Dayli. Honor a quien Honor merece al grandisimo Carlos Manuel de Céspedes!!!

27 febrero 2017 | 12:52 pm
RAFR dijo:

muy lindo tu comentario cerre mis ojos y vi el lugar en mi pensamiento ,creo que debemos divulgar mas la historia de nuestra patria ,insertarla en los espacios del deporte tambien ,hacerlo con el uso de las nuevas tecnologias de la informacion nuestros jovenes de hoy ,deben conocer la historia de estos grandes hombres

27 febrero 2017 | 01:37 pm
Edilberto dijo:

Sobre Carlos Manuel de Céspedes , dijo nuestro José Martí… Y no fue más grande cuando declaró a la patria libre si no cuando llamó a sus siervos a sus brazos como hermanos . Por eso y otras razones es el Padre de La Patria .

27 febrero 2017 | 01:41 pm
Javier dijo:

Hermoso recordar al Padre de todos los cubanos.

1 marzo 2017 | 11:49 am