Con qué se sienta la cucaracha

Lea más de: , , , ,

Arthur González

No es un secreto que la contrarrevolución cubana es fruto del trabajo de la CIA, eso no es propaganda comunista, lo confirman los documentos oficiales del Gobierno norteamericano.Acuñados como “disidentes u opositores” para darle una imagen de autenticidad que no poseen, los asalariados de Washington entre ellos Yoani Sánchez Cordero, conformada como bloguera mediante un plan elaborado por la Agencia Central de Inteligencia, se lanzan a emitir criterios respecto a la mesa de paz establecida soberanamente por el Gobierno venezolano y predecir que el “perdedor” de ese encuentro es nada menos que el Gobierno cubano.

Para el más simple de los ciudadanos que conocen los gobiernos de la llamada democracia representativa, saben perfectamente que ninguno se ha sentado jamás con los representantes de las clases más humildes y explotadas de esas sociedades, pues tales gobiernos no respetan criterios ni reclamos populares.

Solo un gobierno popular con mayoritario respaldo puede llevarlo a cabo y Nicolás Maduro les ha dado una lección que Venezuela no olvidará.

La oposición burguesa demostró su verdadero carácter reaccionario y estar de espaldas al pueblo. Evidenció soberbia, prepotencia y pleno apoyo a los actos de violencias que trajeron la muerte de seres humanos inocentes y el incendio de universidades, instituciones oficiales e incluso guarderías infantiles, al solicitar un indulto para los responsables de esas acciones terroristas, como si esos hechos, respaldados y estimulados por partidos políticos aupados por Washington, no fueran delitos sancionados fuertemente por las leyes.

Si algo importante ejecutado por el presidente Hugo Chávez Frías, fue darle educación y cultura a su pueblo, mediante las diferentes misiones que alfabetizaron y elevaron el nivel académico de los venezolanos, a los que ya no se les puede engañar con frases y posturas mediáticas.

Entre las declaraciones de los asalariados cubanos llama la atención las emitidas por la bloguera made in USA Yoani Sánchez Cordero, al hacer un análisis de la contrarrevolución interna.

Sus afirmaciones coinciden con las apreciaciones de los cubanos que apoyan al proceso socialista en Cuba.

Entre sus palabrerías insulsas, Yoani reconoce tajantemente las limitaciones de la contrarrevolución interna, al afirmar textualmente que:

“La mayor parte de la oposición de la Isla no quiere ni escuchar hablar de un diálogo”.

“Los opositores no acaban de confluir en un proyecto de país que pueda defenderse con coherencia en cualquier negociación y quedar como una alternativa viable”.

“¿Están preparados los que hoy operan en la ilegalidad para sostener un debate y ser capaz de convencer a la audiencia? ¿Podrán representarnos dignamente llegado el momento?”

“…estos grupos no han podido llevar su mensaje a un número significativo de cubanos.”

“Si mañana mismo la mesa para un diálogo estuviera lista, resultaría poco probable que escuchemos un discurso tan bien articulado en la oposición cubana como el logrado por sus colegas venezolanos.”

Y concluye Yoani con la siguiente reflexión:

Que puedan hablar por nosotros los ciudadanos, pero que lo hagan por favor, con coherencia, sin violencia verbal y con argumentos que nos convenzan”.

Esta caracterización hecha por una mujer formada bajo el socialismo cubano, que logró una carrera universitaria sin costo alguno, tener un hijo con todos los cuidados médicos de forma gratuita, y lo reconozca o no, muy acostumbrada a escuchar discursos coherentes y profundos de los máximos líderes de la Revolución, demuestran su decepción por los elementos que conforman la llamada “disidencia”.

Yoani sabe perfectamente que la contrarrevolución cubana no tiene respaldo popular, es conocida solamente en las misiones diplomáticas, carece de valores éticos, morales, de educación y convicciones políticas; sus principales objetivos son obtener dinero fácil y lograr una visa como refugiados para emigrar a Miami.

Después de estas reflexiones de la acaudalada bloguera no queda otra cosa que preguntarse:

¿Diálogo con la contrarrevolución asalariada de los yanquis? ¿Con qué se sienta la cucaracha?

Tomado del Blog El Heraldo Cubano

http://heraldocubano.wordpress.com/2014/05/06/con-que-se-sienta-la-cucaracha/

Hacer un comentario

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos. Todos los campos son obligatorios.