Bancos de sangre, la industria de la vida

Lea más de:

Por Danielle Laurencio Gómez

La licenciada en medicina transfusional Yanelis Pantoja, revisa y protege en frío las bolsas con las donaciones voluntarias de sangre, efectuadas por los vecinos de la comunidad rural Tres Macíos, del municipio Bayamo, realizadas como parte de la jornada nacional por el Día del Donante, en la provincia de Granma, Cuba, el 5 de junio de 2015. AIN FOTO/Armando Ernesto CONTRERAS TAMAYO/sdl

Desde que la Organización Mundial de la Salud (OMS) declarara el 14 de junio como el Día Mundial del Donante de Sangre en honor al nacimiento de Karl Landsteiner, biólogo austríaco que descubrió los grupos sanguíneos ABO, diversos países del orbe se unieron para evocar la fecha.
Cuba no fue la excepción, por eso desde 1962 se celebra del 6 al 14 de junio la jornada del donante, garantía de un gran número de servicios de atención médica y de la vida de miles de pacientes cada año.
En la provincia de Las Tunas, una red de tres bancos de sangre municipales, uno provincial y cinco centros de extracciones móviles, tienen la responsabilidad de asegurar la sangre a los aproximadamente 600 partos y 30 mil operaciones quirúrgicas que se realizan anualmente.
Maritza Martínez Naranjo, directora del Banco de Sangre Provincial, declaró a la Agencia Cubana de Noticias que cuentan con un potencial de 35 mil donantes, de los cuales más de 220 corresponden al programa del plasma, cifra que permite sobrecumplir el plan de 18 mil donaciones este año.
Aunque el propósito cada mes es de mil 500, en mayo, por ejemplo, se realizaron 93 más, gracias a la acción de los cederistas, los propios trabajadores de los Bancos de Sangre y al Sistema de Salud en general, expresó la doctora.
Bajo el lema Date a los demás. Dona sangre. Comparte vida, la OMS pretende destacar como parte de la campaña 2018 que la voluntad de donar es un acto solidario, que crea conciencia de lo que significa para salvar vidas, la importancia de continuar con ese gesto y motivar a los que aún no están incorporados al programa
José Ignacio Peña Velázquez, de 61 años, trabajador de la pesca, dijo que comenzó a donar sangre en 1976 y hasta el momento suma 142 extracciones.
De grupo sanguíneo O positivo, cuenta que tras cumplir los tres meses de su último aporte, busca la tarjeta de donante y acude al Banco, práctica que espera continuar hasta que la edad se lo permita.
Alexander Pupo Sánchez, de los Laboratorios Biofarmacéuticos de Las Tunas, comentó que se insertó en el programa del plasma hace dos años, compromiso que mantiene como trabajador de esta rama.
La especialista principal del Departamento de Plasmaféresis, Tania Ávila Góngora, destacó la importancia de que los donantes de plasma mantengan hábitos de alimentación y de vida saludables, cumplan con los chequeos pertinentes y los requerimientos del programa.
Las Tunas –dijo Ávila Góngora–es privilegiada por tener cuatro máquinas de Plasmaféresis, de procedencia china, equipamiento que permite que se sobrecumplan mensualmente los 180 litros de plasma que demanda el plan.
La red de bancos de sangre del país tiene establecido un sistema de control de la calidad que garantiza el correcto manejo, producción y evaluación de la sangre, procedimientos necesarios que evitan que otros pacientes reciban agentes microbianos que puede poseer la sangre transfundida.
El control de la calidad es un proceso riguroso porque garantiza que el plasma que llega a la industria biofarmacéutica no afecte la producción de hemoderivados, procedimientos que reportan cuantiosas pérdidas económicas al país, aseveró el especialista en el tema Ernesto Utra Álvarez.
Mediante el proceso de gerencia de calidad, agregó, se incluye el tamizaje de varios agentes infecciosos como el Virus de Inmunodeficiencia Humana, la Hepatitis B y C y el agente transmisor de la sífilis, diagnósticos que se incluyen en la fase de aseguramiento y certificación de la sangre y que validan la importancia de este proceso.
El Banco de Sangre provincial de Las Tunas se alista para realizar en el próximo calendario la acreditación docente, motivo por el que actualmente categoriza a un grupo de profesionales de la rama en conjunto con la Universidad de Ciencias Médicas.
Alrededor de 94 trabajadores, entre ellos personal de enfermería, servicios, medicina transfusional y laboratorio clínico trabajan en el Banco provincial para que la jornada del Día Mundial del Donante no solo sea propósito del mes de junio, sino para mantener la bandera de la meta más humanista, la de salvar vidas.

ACN

Hacer un comentario

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos. Todos los campos son obligatorios.